Skip to content

Diplomacia (Diplomatie) (****)

12 noviembre 2014

Cuando la II Guerra Mundial toca a su fin, el gobernador militar alemán de París tiene la orden de destruir los monumentos más emblemáticos de la capital francesa antes de que la ciudad caiga en manos de los aliados. En una lucha contra reloj, el cónsul sueco intenta convencerle para que no lleve a cabo la orden de Hitler.

Desde que ganase el Oscar en 1979 por la adaptación cinematográfica de El tambor de hojalata, la novela del Nobel Günter Grass, el realizador germano Volker Schlöndorff goza de una merecida reputación, aunque buena parte de sus películas no hayan calado en una mayoría de espectadores. Director de culto, acaba de ganar el premio al mejor cineasta y al mejor actor –Niels Arestrup- en la SEMINCI vallisoletana con su último film, basado en el texto teatral de Cyril Gelly. Como sucedió con Polanski y La venus de las pieles, se trata de una hermosa transposición, donde la puesta en escena y la interpretación se unen para conseguir un producto de gran calidad.

La acción nos sitúa en la noche del 24 al 25 de agosto de 1944, cuando París está a punto de ser reconquistada por las tropas aliadas. El gobernador militar de la ciudad en el general Dietrich von Choltitz, un hombre mayor, enfermo, y miembro de un linaje de militares prusianos muy disciplinados. Con anterioridad, había contribuido a la destrucción de Rotterdam y se supone que al exterminio de 50.000 judíos. Ahora, tiene la orden de destruir los monumentos más significativos de la capital francesa, desde Notre Dame al Louvre, pasando por la Torre Eiffel y la Place de la Concordie.

La orden la ha recibido del propio Hitler, probablemente por algún motivo sentimental. A este acto se refirieron Larry Collins y Dominique Lapierre en su libro ¿Arde París?, llevada al cine por René Clément; si bien, la propuesta de la obra teatral de Gelly se encuentra muy alejada de las tesis aportadas por la novela. El caso es que el general Von Choltitz, que posee su cuartel general en el Hotel Meurice, tiene todo preparado para volar los lugares elegidos y convertir la ciudad en una inmensa hoguera antes de ser liberada.

Con el objeto de disuadirle de su postura, recibe la visita del cónsul sueco Raoul Nordling –André Dusollier-, conocedor de todos los entresijos de la zona y diplomático de fuste. En su mano está conservar intacta la Ciudad Luz pese a la constante negativa de su interlocutor. Intenta convencerlo desde el punto de vista sentimental y artístico antes de recurrir una última estratagema: salvoconductos para el representante de la Wehrmacht y su familia. La historia dice que ambas personalidad estaban en contacto desde semanas antes al objeto de negociar el canje de los presos políticos.

Los diálogos son inteligentes y medidos. En ocasiones sobrecargados, como corresponde a una adaptación escénica, pero siempre interesantes y necesarios. La transposición, a cargo del autor teatral y del cineasta, saca por momentos la acción fuera de las paredes de la suite del Hotel Meurice, y se agradece. Para ello, han tenido que incorporar nuevos personajes, con protagonismo para actores como Robert Stadlober y Jean-Marc Roulot. Sin embargo, quien se lleva todos los elogios es Niels Arestrup. Este intérprete y escritor, nacido en 1949, vive su mejor momento cinematográfico. Después de su brillante actuación en Crónicas diplomáticas, vuelve a dar toda una lección se saber estar ante las cámaras y de dominar el escenario como pocos. Siempre pausado y elegante, lleva los personajes a su terreno, los hace suyos, y nos convence.

Anuncios

From → Cine

One Comment
  1. pdef permalink

    Reblogueó esto en Gol&Goal.

    Me gusta

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: