Skip to content

Nunca es demasiado tarde (Still Life) (***)

20 noviembre 2014

John May lleva más de veinte años trabajando para el ayuntamiento de Kennington, al sur de Londres. Se trata de un hombre meticuloso, encargado de buscar a los parientes más próximos de las personas que fallecen en soledad. Cuando no les encuentra, les proporciona un funeral digno que, según piensan sus superiores, resulta un despilfarro.

Con el mismo título que una película de Julio Coll (1956) se presenta el segundo film como director de Uberto PasoliniMachan fue el primero-, quien fuera productor de la exitosa The Full Monty. Se trata de un relato corto, centrado en la vida de John May, un funcionario del ayuntamiento de Kennington, un barrio del sur de Londres, que se dedica a buscar los familiares de aquellas personas que viven solas. A todas ellas les concierta un funeral digno aunque casi siempre sea el único presente en los mismos.

Tras ser avisado del fallecimiento, Mr. May acude al lugar del hecho. Lo escudriña a fondo y se lleva cuidadosamente alguna fotografía, así como varios objetos personales, incluidos discos o cedés musicales. Es meticuloso como nadie, incluso en su vida privada. Vive solo, pero su casa está ordenada y, por tratarse de una persona de rituales, también se aplica en la manzana que come cada día en su trabajo así como en su monótono menú de una lata de atún en conserva, una tostada, té caliente y una pieza de fruta.

Con los objetos personales de los fallecidos elabora una pequeña radiografía del difunto que le sirve para la homilía del sacerdote –sea del rito que sea- y con las grabaciones escoge una canción para el último viaje. Así lleva durante más de veinte años, como si de un investigador o un policía se tratase. Poniéndose en contacto, incluso, con posibles familiares del finado al otro lado del mundo. Mientras se entrega a su último caso, el de Billy Stoke, recibe la noticia de su despido. Trabaja muy bien, es casi perfecto, pero cuesta demasiado al erario público.

Mr. May solicita unos días más, aunque no sean remunerados, para cerrar el caso. El fallecimiento de Billy Stoke le atrae especialmente por tratarse de un vecino, cuya ventana de su apartamento da exactamente encima de la suya. Sin embargo, no recuerda haberlo conocido. Como todos los protagonistas de sus historias, cuyos retratos guarda cuidadosamente en un álbum, él también está solo y es muy factible que se sienta identificado con ese hombre que, probablemente como él, no tenga más compañía en su funeral que un funcionario público. Tal vez, ni eso. La aparición de una hija de Stoke –Joanne Froggatt- abre una ventana por la que entra una bocanada de aire freso en su vida.

Película triste, ganadora del premio al mejor film y también del mejor director en una de las secciones paralelas del Festival de Venecia -2013-, así como candidata a la mejor producción europea de ese mismo año. El film transcurre con la misma parsimonia que su protagonista, pero atrae por el trabajo de su actor principal –Eddie Marsan-, un veterano con una treintena de películas en su haber y con un rostro difícil para convertirse en primera figura. Sus habituales roles de persona apocada, casi insignificante, se subliman en esta producción.

Además, destaca el trabajo correcto de Pasolini tras la cámara, apoyado por una realista fotografía de Stefano Falivene y una inspirada banda sonora de Rachel Portman. Su melodía principal, con la guitarra como protagonista, modifica su ritmo en función del estado de ánimo del personaje central, consiguiendo pasajes de gran compenetración.

Anuncios

From → Cine

One Comment
  1. pdef permalink

    Reblogueó esto en Gol&Goal.

    Me gusta

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: