Skip to content

Mistress America (****)

18 noviembre 2015

Tracy, una estudiante de primer año ve cómo cambia su vida cuando conoce a Brooke, la hija del hombre que se va a casar con su madre. Unos años mayor que ella, su nueva amiga es la representante del modo de vida neoyorquino, más atento a las apariencias que a una buena preparación.

La colaboración entre el cineasta Noah Baumbach y la actriz Greta Gerwig sigue dando buenos frutos. La pareja, que ya coescribió Frances Ha, vuelve a radiografiar Nueva York, desnudando toda esa fachada de aparente glamour que posee la ciudad. Se ha dicho en más de una ocasión que Baumbach es el heredero natural de Woody Allen, pero hay diferencias evidentes entre ambos. La primera, es que su visión de La Gran Manzana se nos antoja muy diferente. La segunda, que este neoyorquino, ex marido de Jennifer Jason Leigh no utiliza la urbe como un personaje más, sino como un estilo de vida que marca el devenir de sus personajes. Otra diferencia es que Allen ha bebido preferentemente en las fuentes nórdicas y no en la Nouvelle Vague.

Tracy –Lola Kirke- tiene dieciocho años y quiere ser escritora aunque los círculos literarios de la Facultad la rechazan continuamente. Se trata de una joven que cree firmemente en la preparación y el trabajo. Quiere ser una neoyorquina triunfadora pero se encuentra perdida. Un mundo nuevo se abre ante sus ojos cuando su madre –Kathryn Erbe- le pide que entre en contacto con Brooke –Greta Gerwig-, la hija treintañera del hombre con quien va a contraer matrimonio. El encuentro entre ambas resulta definitorio. Tracy es una persona más en Trafalgar Square, diluida entre el tumulto. De repente aparece su futura hermanastra con los brazos abiertos, una sonrisa en la boca y elevándose por encima de quienes la rodean.

Se hacen inseparables muy pronto. La más joven ve en su nueva amiga todo lo que ella pretende alcanzar. Tiene una seguridad en sí misma que la convierte en más valiosa, sabe estar en cualquier situación y desempeña varias actividades, desde profesora de matemáticas a decoradora de interiores, pasando por monitora en un gimnasio. Forma parte de esa élite que se hace notar entre luces de neón y un brillo superficial.

La cinta tiene dos partes diferencias. Desde el glamour aparente de Nueva York, un estadio en la ciudad al que todo el mundo desea pertenecer, las dos protagonistas se trasladan a Connecticut. Brooke quería montar un restaurante pero el hombre que debería financiar el proyecto –Michael Chermus-, desaparece dejándole con una deuda de 75.000 dólares. Dispuestas a conseguir el dinero, viajan a casa de Mamie-Claire –Heather Lind-, la mujer que le robó a su novio y algo más.

Lejos de Manhattan, la acción se centra tanto en las dos chicas como en otros caracteres, en una puesta en escena más coral y en la que abundan los gags y las situaciones más cómicas, aunque por su persistencia algunas son más afortunadas que otras. Los dos personajes centrales van encontrando un nuevo camino, en especial en el caso de Tracy, quien tiene a Brooke como inspiración y referencia para una novela que ha decidido titular Mistress America.

Queda claro que las dos mujeres se necesitan. Para Tracy, su hermanastra representa un aparente estatus por el que merece la pena luchar. Al mismo tiempo, ella es una especie de escudo para la inquieta Brooke, que se ha adaptado al entorno como si fuera una superviviente. No en vano le dice a su compañera que ella no ha necesitado ir a la Universidad. Es una autodidacta que se desenvuelve con soltura por las redes sociales.

Baumbach se inclina por una dirección más vertiginosa cuando la acción se desarrolla en la gran ciudad. Más tarde, en la casa de Connecticut opta por una estructura más teatral, con la cámara siguiendo a los personajes como si de un partido de tenis se tratase. Muy al estilo de Jean Renoir mientras sus personajes se mueven más en la onda de los creados por Truffaut. Y todo el conjunto aliñado con una banda sonora tan briosa como el personaje de Brooke.

Anuncios

From → Cine

Dejar un comentario

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: