Skip to content

El hombre que conocía el infinito (The Man Who Knew Infinity) (**)

10 mayo 2016

12Biopic del matemático indio Srinivasa Ramanujan, un muchacho prácticamente autodidacta que dedicó su vida a las matemáticas consiguiendo logros que no estaban al alcance de las mentes más privilegiadas del momento. Algunos de sus manuscritos, encontrados después de su muerte, han supuesto un gran avance para la ciencia.

El nombre del indio Srinivasa Aiyangar Ramanujan probablemente no diga nada a una inmensa mayoría. Gracias a la biografía escrita Por Robert Canigel se convirtió en una figura a recuperar, y el director debutante Matt Brown se ha encargado de poner en pie esta producción británica centrada en su figura. Fallecido a los treinta y dos años, Ramanujan legó contribuciones magníficas al análisis matemático, especialmente a las series y fracciones continuas. Cincuenta años después de su fallecimiento se descubrió un manuscrito con anotaciones que han ayudado a un avance significativo para entender cómo se comportan los agujeros negros. Para él, los números se emparentaban con Dios.

La cinta juega con precedentes afortunados, puesto que en 2015 un par de producciones igualmente británicas y centradas en dos matemáticos, engrosaron su palmarés con sendos Oscar: Descifrando enigma y La teoría del todo. Otro biopic de un matemático insigne, John Forbes Nash, le supuso cuatro estatuitas doradas a Una mente maravillosa. Las tres mostraban una calidad fílmica superior al tratamiento de la figura de este geniofallecido de tuberculosis. En los casos anteriores se hacía hincapié en la bendita locura de sus protagonistas o en la enfermedad degenerativa y el apoyo femenino que encontró Stephen Hawking a lo largo de su vida. En esta ocasión la historia se enfrenta a varias vertientes.

Inicialmente, asistimos a las carencias del protagonista, que no puede compartir vivencias con su esposa debido a su precariedad económica. Sin apenas educación escolar, y aunque era bueno con los números le costó encontrar trabajo en su ciudad natal de Madrás. Sin embargo, su biografía oficial menciona que, tras superar la viruela, fue un gran estudiante y a los 13 años ya descubrió teoremas sofisticados por su cuenta, preludio de los casi cuatro mil hallazgos conseguidos en vida, fundamentalmente centrados en identidades y ecuaciones.

Cuando sus mentores en India envían diferentes peticiones a Inglaterra para que admitieran las resoluciones de Ramanujan –Dev Patel-, el profesor G.H. Hardy –Jeremy Irons-, toda una eminencia en el Trinity College de Oxford, comienza a trabajar con él, sin obviar la ayuda de uno de sus colegas con mente más abierta, John Edensor Littlewood –Toby Jones-. Este último, junto al anterior elaboraron la famosa conjetura que lleva sus nombres.

Mientras su esposa Janaki –Devika Bhise-, permanecía en Madrás junto a la madre del matemático –Arundhati Nag-, Hardy y su pupilo avanzaban en sus investigaciones, si bien al asiático no le permitían pisar el césped de la institución por no formar parte del claustro. Ocultando su incipiente tuberculosis, la posición de Ramanujan recibió el apoyo de otro insigne matemático, Bertrand Russell –Jeremy Northam-, hasta que el Mayor McMahon –Kevin McNally- también quedó rendido a sus conocimientos. En la oposición más radical se situaba Sir Francis Spring –Stephen Fry-.

Rodada con vistosidad, y sin que su atención decaiga en ningún momento, la cinta pretende ser respetuosa y se queda cerca de lo convencional. Aunque no es demasiado respetuosa con la realidad, se aproxima a la figura de una mente inquieta y profunda que, por sí sola, ya merece un tratamiento especial. Se luce, al igual que sus intérpretes, cuando opone la creencia en Dios y el ateísmo representados por sus dos protagonistas, aunque obvia que el personaje central descendía de una familia de brahmanes. También hay lugar para un dígito fundamental en el reconocimiento del legado del indio, el 1729. Aunque en la película no pasa de una anécdota, hoy día se le conoce como el número de Hardy-Ramanujan, el más pequeño que se puede expresar como la suma de dos cubos de dos maneras diferentes.

Anuncios

From → Cine

Dejar un comentario

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: