Saltar al contenido

La leyenda de Barney Thompson (The Legend of Barney Thompson) (***)

18 junio 2016

Un barbero mediocre, dominado por su madre y ninguneado en su trabajo, mata accidentalmente a su jefe y se convierte en el principal sospechoso de una serie de asesinatos. La incompetencia policial no impide que se estreche el círculo sobre la figura del protagonista, que deberá recurrir a la improvisación para salir airoso.

Ha pasado mucho tiempo, probablemente demasiado, hasta que Robert Carlyle, el protagonista de Full Monty, se decidiera a dar el paso de ponerse detrás de las cámaras. Para ello, se apoyó en el primer libro de una saga literaria que, sobre el personaje central, escribió Douglas Linsay. El resultado, tras pasar por el tamiz de los guionistas Richard Cowan y Collin McLaren, es una comedia negra, disparatada y con una serie de aditamentos que podrían haberla convertido en una película de culto. Los personajes resultan un auténtico descubrimiento y los actores están a la altura, pero falta talento en la dirección para encontrarnos con una nueva Terciopelo azul, por ejemplo.

Una serie de cuerpos amputados que llegan a distintos domicilios a través del correo, incluyendo el pene del sobrino de una mujer traumatizada por ese hecho, traen de cabeza a la policía. Estamos en Escocia, tierra particular y diferente, donde Barney Thompson –Robert Carlyle- trabaja como peluquero. Los clientes le rehúyen cada vez más puesto que se trata de un tipo huraño, al que no le gusta mantener conversaciones y que, aunque lleva en el mismo establecimiento desde hace veinte años, cada vez está más aislado. Seguro, que debido a una infancia traumática, puesto que su madre –Emma Thompson- siempre le ha dominado.

Su jefe, Wullie Henderson –Stephen McCole- le hace ver los problemas y, tras una discusión, Barney le mata accidentalmente clavándole unas tijeras en el corazón. Esconde el cuerpo en su automóvil mientras la policía estrecha el círculo sobre el protagonista al considerarle el responsable de los asesinatos en serie cuya autoría le trae de cabeza. La inspectora June Robertson –Ashley Jensen- y el sargento Sam Jobson –San Robertson- son los encargados de la investigación, supeditados a las órdenes del cuerdo superintendente MacManaman, que le permite a Tom Courtney firmar un cameo incontestable.

Lo que sucede en la historia y su devenir es previsible. No así los tremendos diálogos y algunas situaciones que convierten esta producción en tan atractiva como caótica. El recuerdo de Sweeney Todd, el barbero de la calle Fleet, resulta inevitable, pero en este caso hay más riesgo porque algunas secuencias, apoyadas en gags tremebundos y casi siempre exageradas, se convierten en brutales. Realmente, se pasan tres pueblos, y podrían ser algunos más para cerrar definitivamente un proyecto  convincente y redondo. Sin embargo, Carlyle tiene cuajo como actor, el mismo que le falta como director. Apenas arriesga y hubiera sino necesario que apostase a todo a nada con una propuesta con tantas posibilidades como la que tenía entre sus manos.

El reparto no puede estar más conseguido. Todos sus componentes rayan a gran altura, pero debemos hacer una mención especial en el caso de Emma Thompson. La actriz británica se luce con lo que le echen. Incluso, como en este caso, cuando tiene que sufrir en sus propias carnes kilos de maquillaje y atreverse con una dentadura postiza nada favorecedora y un abrigo de leopardo. Sólo por verla actuar, merece la pena ver este film, aunque suponemos que en el doblaje se perderán bastantes matices de una de las mejores actuaciones de su carrera. Llega, además, en un momento necesario, cuando parecía encasillarse en papeles sin apenas enjundia arrancados del Hollywood más mimético.

From → Cine

Dejar un comentario

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios .

A %d blogueros les gusta esto: