Skip to content

Acusada (Lucia de B) (**)

29 agosto 2016

Traslación a la pantalla de uno de los casos judiciales que más ha impactado a los holandeses en lo que va de siglo. Lucía de Berk fue condenada a cadena perpetua tras ser acusada del asesinato de, al menos, siete bebés durante el desempeño de su trabajo como enfermera de pediatría.

Lucía de Berk nació hace 54 años en La haya y se dedicó a la enfermería pediátrica. En 2003 fue condenada a cadena perpetua por el asesinato de varios bebés después de que la fiscalía indagase en el fallecimiento de uno de ellos que, en principio, fue considerado como muerte natural. Entre septiembre de dos mil y el mismo mes del año siguiente se consignaron nueve incidentes y en todos ellos estaba de servicio en ese momento. La acusación popular presentó las pruebas necesarias para avalar dos de ellos y, según la justicia de los Países Bajos, bastaba con esa demostración para atribuirle también los casos dudosos. La causa fue revisada en 2008 por el Tribunal Supremo tras el descubrimiento de nuevos hechos que echaban por tierra las tesis iniciales. Transcurrieron casi siete años desde la privación de libertad de la enfermera.

Las películas de juicios casi siempre suelen funcionar. En buena parte, debido a la alta dosis de intriga que suelen acarrear. En este caso, los acontecimientos que rodearon la condena y posterior libertad de Lucia de Berk son muy conocidos en los Países Bajos. Por su parte, la directora Paula van der Oest apenas oculta la situación desde la primera secuencia, en la que se ve a la protagonista inquirida por los periodistas a la salida de los juzgados. Tampoco a continuación, cuando se produce el fallecimiento de Timo, el bebé que desencadena la historia. La cámara se postula a favor de la enfermera.

Es probable que nada hubiese sucedido si se aceptara el fallecimiento por causas naturales de la primera versión. Sin embargo, Judith Jansen –Sallie Harmsen- una joven ayudante del fiscal recién aterrizada en la Administración comenzó a hilar cabos para, finalmente, convencer a su jefa, Ernestine Johansson –Annet Malherbe- de que Lucía de Berk –Ariane Schluer- debía de ser imputada de varios asesinatos. La prueba más importante se basaba en las cantidades excesivas de digoxina, usado para tratamientos cardíacos. Aunque no había evidencias de que se le hubiese administrado el medicamento por vía intravenosa, se acusó a la enfermera de aquel crimen y de otros cinco más.

En la apelación se ascendió la cifra a siete muertes  y se incrementó la pena con trabajos forzados que se sumaban a la cadena perpetua. Más de seis años después, tras efectuar otras pruebas con elementos más modernos llevadas a cabo en Estrasburgo, y empujada por movimientos populares y el respaldo de algunos medios de comunicación, el caso fue revisado por el Tribunal Supremo, que emitió un veredicto de inocencia. La digoxina hallada en el cuerpo de Timo podía haber sido causada por su propio organismo ya que no se encontraron evidencias de acciones externas que le provocaran la muerte.

Van der Oest dirige con pulso firme, de ahí que la propuesta funcione hasta el punto de que fuese elegida para representar a su país en los Oscar de Hollywood. Pero toma partido. Desde el principio, el espectador supone y está de acuerdo con que Lucía es inocente. También juegan a su favor las mismas propuestas que esgrime la fiscalía para condenarla, como el hecho de que vistiese de forma atrevida, hubiese rechazado a su madre después de que esta la prostituyó cuando era menor, o que escribiese en su diario frases que estaban lejos de resultar exculpatorias.

En la parte final, el guion se dispersa. Tras la colaboración de Judith Jansen con la defensa de la protagonista, encabezada por Quirijin Herzberg –Fedja van Huêt-, deja en el aire una posible conspiración en la que no profundiza el film ni el detective Henk Bos –Marcel Musters-, encargado del caso. De la misma forma, se quedan  poco menos que en figuras decorativas  la pareja de la acusada y a su hija Fabiënne –Isis Cabolet-. Tampoco los medios de comunicación tienen una parte destacada en el conflicto. De todas formas, el interés fílmico no se rebaja, ya que la puesta en escena se encuentra muy por encima del resto.

Anuncios

From → Cine

Dejar un comentario

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: