Skip to content

David Lynch: The Art Life (**1/2)

2 abril 2017

Documental sobre la vida del cineasta David Lynch, volcado sobre todo hacia su relación con la pintura. El largometraje se ha obtenido a través de varias horas de entrevistas en los que el creador evocó su infancia, su adolescencia y su posterior ingreso en el American Film Institute de Los Ángeles.

Suele ser habitual que haya una cierta condescendencia crítica tanto con los documentales como con las producciones de animación. Tal vez se debe a un cierto complejo que debieran estudiar los psiquiatras y que tendrían que ver con la infancia perdida almacenada en nuestro subconsciente o el trabajo que a todos nos gustaría desarrollar y que, por unas  otras razones, se nos ha quedado en la trastienda de la vida. Efectuar más de veinte grabaciones a lo largo de tres años con un tipo tan interesante como David Lynch debe conformar una tarea edificante. Y a ello se dedicaron quienes firman esta propuesta: Rick Barnes, Jon Nguyen y Olivia Neergaard-Holm.

Los tres son debutantes tras las cámaras y en conjunto consiguieron indagar en la faceta más humana y menos conocida del creador de El hombre elefante y Twin Peaks. Es cierto que todos tenemos nuestro minuto de gloria y también una historia que contar, pero es más fascinante cuando lo narra un superdotado en el terreno de las artes plásticas como el norteamericano. Y con el término artes plásticas incluimos también a un tipo de cine que busca una puesta en escena diferente, prácticamente pictórica.

El ya septuagenario Lynch nació en Missoula, estado de Montana. Sus padres, que suponían que tenía una chispa que le hacía diferente, le dieron libertad. Tanta, que jugaba con su mejor amigo en un charco, bajo un árbol, donde se sentían enormemente felices, especialmente durante el verano. Cuando la familia se trasladó a Washington DC se juntó con compañías que él mismo afirma que nunca debió de tenerlas. Llegaron los vicios, fundamentalmente la bebida y el tabaco, una faceta esta última que le ha acompañado el resto de su vida y de la que da buena cuenta esta producción, puesto que siempre se le ve con un cigarrillo en las manos y envuelto en humo.

Descubrió la vida del arte cuando visitó el taller de un artista amigo de su padre. Desde ese momento, vivió una existencia vinculada a la pintura y al cine. En aquella, encontró una sensación esquizofrénica que le producía una increíble felicidad. Luego Boston, la Academia de Bellas artes de Pensilvania, Filadelfia y, finalmente, en Los Ángeles. Su pasión por el dadaísmo y el surrealismo le impulsó a ser especialmente crítico con algunas de las corrientes contemporáneas, pero sus estilos más amados se reflejan en sus obras, porque de esa guisa son los productos de su imaginación. ¿Quién olvida la oreja de Blue Velvet?

El documental sobre la vida y el arte de David Lynch tiene aspectos plúmbeos, como acarrea una producción basada en horas y horas de entrevistas amenizadas con documentos sobre su infancia, su adolescencia y otros que dan cuenta de su asentamiento en California. A cambio, disfrutamos de los recuerdos de una personalidad apabullante, que cuenta su historia con un interés palpable y un sentido de la narración envidiables. El trío de directores ha tenido el buen gusto de montar un escenario que podría figurar con decoro en cualquiera de las películas del creador de Cabeza borradoraEraserhead­-, en la que comenzó a trabajar en 1972, cinco años de su estreno comercial. Con anterioridad, ya habían visto la luz tres de sus cortometrajes.

Se puede achacar en esta producción, que hará las delicias de los fieles de Lynch y dejará un tanto fríos al resto, el hecho de que el cine se trate prácticamente de soslayo. A pesar de haber sido rodada durante la creación de Inland Empire, tras la cual hay que recurrir a Internet para ver sus nuevas propuestas, su faceta pictórica es la más importante. No sólo se pasa de puntillas por su relación con el séptimo arte, sino que tampoco se mencionan otras de sus actividades, como el diseño de mobiliario o la producción de música electrónica, entre otras.

Anuncios

From → Cine

Dejar un comentario

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: