Saltar al contenido

Una familia feliz (Happy Family) (**)

24 febrero 2018

Drácula, los monstruos y la bruja

Los Wünschmann se van a enfrentar con una aventura increíble. Cuando la madre de familia marca por error el número de Drácula, éste queda prendada de ella, por lo que conmina a la bruja Babayaga a que la convierta en vampira. No es la única transformación, puesto que su marido y sus dos hijos también se verán afectados.

Ponga una película de animación en su cartelera. El último ejemplo de este cine para toda la familia llega de Alemania, aunque las voces de sus personajes en el original corran a cargo de Emily Watson y de Nick Frost, entre otros. Se basa en un libro familiar escrito por David Safier donde la narradora, Emma Wünschmann, ha sido modificada por una historia lineal que en Latinoamérica se ha estrenado con el título de La familia Monster, quizá en recuerdo de una serie televisiva en blanco y negro con la que apenas tiene concomitancias. Holger Tappe, con varias cintas de este género a sus espaldas, se encargó de dirigir una propuesta mucho menos cáustica y más complaciente que el original literario.

Los Wünschmann conforman una familia típica, con los problemas inherentes a cualquier núcleo de este tipo. El cabeza de familia trabaja a destajo y llega demasiado cansado a casa; la hija mayor, en plena adolescencia, sueña con un músico y se siente incomprendida al tiempo que se ensaña con su hermano pequeño, como si éste no tuviera suficiente con ser perseguido por sus compañeros de colegio por empollón. Nos queda Emma, la sufrida ama de casa, que intenta reforzar los lazos familiares acudiendo todos juntos a un baile de disfraces que no producirá los efectos esperados.

Cuando la mujer intenta localizar una dentadura postiza marca por error el teléfono de Drácula, quien se queda prendado con su belleza. Lástima que, a consecuencia de un pequeño accidente, Emma pierda su teléfono móvil. No obstante, los recursos del Rey de las Tinieblas son infinitos, y recurre a la bruja Babayaga a quien tiene confinada para que transforme a Emma en vampira. A cambio, devuelve a su prisionera un amuleto con el que puede formalizar sus conjuros. Aunque pretendía transmutar únicamente a la mujer, casualmente Emma se convierte en vampira, su esposo en Frankenstein, su hija en la Momia y el benjamín un pequeño lobezno. Desde ese momento, la protagonista intentará que todos ellos regresen a su estado normal.

La animación está conseguida y el ambiente de la propuesta resulta atractivo, pero el desarrollo es bastante sencillo y absolutamente previsible. Los momentos más jugosos los aportan aquellos personajes que se desligan de la historia principal. Por una parte, Babayaga y los problemas que tiene para dominar a su amuleto. Llevaba tanto tiempo de inactividad que debería ser recargado para que ejercitase sus conjuros sin rechistar. Por otra parte, los tres murciélagos que acompañan constantemente a Drácula. La secuencia inicial, en la que interpretan una partitura al órgano, resulta muy atractiva y supera con creces al resto del film.

Se incluye, como no podía ser de otra manera, al fiel sirviente Renfield, por lo que se dan cita en el planteamiento a todos los clichés que pudiéramos esperar de inicio. Hay momentos divertidos, salpicados a cuentagotas pero se queda por debajo de producciones animadas que caminan por idénticos derroteros, como Hotel Transilvania, por ejemplo. La translación a la pantalla ha perdido acidez, un punto importante de transgresión y cierta mala uva por lo que al final resulta ciertamente descafeinada. Prácticamente, tras la primera media hora se han agotado las sorpresas y sólo nos queda alguna situación cómica que tampoco se nos antoja demasiado brillante.

Es de suponer que los críos se lo pasen bastante mejor que sus mayores. Los personajes les resultarán tan familiares como graciosos y el colorido de la propuesta es lo suficientemente atractivo como para mantenerlos pegados a las butacas. Sus progenitores echarán de menos propuestas más románticas o con mayor calado, como la referida Familia Monster o los componentes de la surgida a su socaire, Los Addams.

From → Cine

Dejar un comentario

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios .

A %d blogueros les gusta esto: