Saltar al contenido

El reino de los elfos (Dragon Nest: Throne of Elves) (**)

12 octubre 2018

Otra lucha épica por un reino

Se prepara la boda de la reina Meier, quien está al frente los elfos. La princesa Liya consigue que su enamorado, el humano Fish, pueda acceder a la ceremonia junto con su gente pese a la desaprobación de otros de sus congéneres. En otro lugar, la siniestra Meier tiene otros planes para la boda.

Ya tenemos una secuela de Dragon Nest: Warrior’s Dawn, una película de animación china que se salvaba por sus espectaculares secuencias de acción. Yuefeng Song, director de aquella entrega, repite ahora junto a Yi Ge para presentarnos otro film de características similares. Un guion pobre se compensa porque, tras la presentación de los personajes, apenas disponemos de unos cuantos segundos para replantearnos lo que sucede en la pantalla que, dicho sea de paso, se ilustra con un con un aspecto visual destacable.

Quienes no conozcan esta saga, basada en un anime, no tienen motivos para preocuparse puesto que esta entrega representa un todo en sí mismo. Basta con saber, como bien recuerda su protagonista masculino al comienzo del film, que él y la chica correspondiente mataron un dragón y se enamoraron. Aunque ese animal mitológico forma parte del título original, únicamente tiene que ver con la historia la pareja central, por lo que es un acierto la drástica modificación del título en español.

El desarrollo recuerda a los videojuegos japoneses de RGP, con especial cuidado en las encadenadas secuencias de acción y en los fondos, trabajados con muchas superposiciones y transparencias. Conocemos a Fish, el humano, a quien su enamorada elfa llama Little Fish. Ella es la princesa Liya, que recibe encantada la noticia de que la reina Meier ha decidido invitar a su boda al muchacho junto con su gente. A pesar del recelo de un bravo guerrero, Liya envía una flecha mágica con la invitación, lo que su novio celebra junto a dos supuestos perros, que reconocemos como tales más que nada por el ladrido, un enano guerrero escocés y, posteriormente, un fortachón capitán de barco.

Paralelamente, la hermana mayor de la reina Meier habita en un paraje lúgubre, en una cueva en la montaña del dragón, donde tiene a su disposición la piedra oscura de la muerte. Gracias a ella da vida a unos guerreros, seres fantasmagóricos, que se convertirán en su ejército. Su deseo es hacerse con la gema de la vida y el mapa élfico. Naturalmente, arruina la ceremonia de los esponsales y rapta a la novia para llevársela a su guarida. Aunque fuese la primogénita, no se ha convertido en monarca, pero con sus artes y hechizos aspira a sentarse de inmediato en el trono.

Pocas novedades en el guion, que se desarrolla a través de una historia elemental. Los personajes parecen surgidos de producciones animadas del siglo pasado, especialmente por su comportamiento. El mundo ha evolucionado desde producciones como La Bella y la Bestia, y aún entonces los personajes femeninos eran mucho más arriesgados y decididos de lo que aparecen en esta propuesta china. Si hablamos de Disney, alguien puede pensar inmediatamente en Frozen. La animación es muy inferior y sus personajes resultan más tópicos y están desarrollados de manera mucho más elemental. A cambio, en este caso se aprecia mucha mayor acción

Poco o nada sucede en la primera media hora, donde prima la imagen sobre una historia que flojea a lo largo de toda la exhibición. Posteriormente, se notan menos esas deficiencias a causa de un ritmo vertiginoso a base de persecuciones y enfrentamientos. Lo más llamativo, sin duda, es la especie de tabla de surf voladora que el herrero escoces facilita al protagonista. Se desplaza por medio de unas alas que, en cuanto Little Fish aprende a manejarla es un auténtico goce puesto que facilita una serie de movimientos que incrementan el valor de un film destinado a los más pequeños y que dejará indiferente a los mayores.

Anuncios

From → Cine

Dejar un comentario

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.

A %d blogueros les gusta esto: