Saltar al contenido

Gatos (Cats and Peachtopia) (*1/2)

2 agosto 2020

Aventuras más allá de la gran ciudad

Un gato con agorafobia deberá salir de su zona de confort, acompañado por un guacamayo, cuando su hijo decide ir a la tierra utópica donde se supone que se encuentra su madre. Un soplador de vidrio está interesado en un diseño que porta el felino al suponer que gracias a él recuperará la inspiración.

Blanket era un gato de color azul con inquietudes hasta que un día decidió aventurarse fuera del domicilio de sus amos. Vio entonces los peligros de ser callejero y decidió permanecer de por vida en su zona de confort. Ahora está entrado en kilos, más incluso que Garfield, por lo que es de suponer que también tiene los huesos anchos. Tiene un hijo, cuyos ojos y colores de piel parecen identificarlo más con otra familia. Sin embargo, como este film chino va dirigido a los más pequeños obviaremos ese detalle.

Ser benevolentes en ese caso significa serlo también en otras situaciones. Por tanto, tenemos dos opciones: pasar por alto todos los despistes acumulados en este tercer largometraje animado de su autor o comenzar desde ahora con una enmienda a la totalidad. Su responsable es Gary Wrang, fundador en 2013 del estudio Light Chaser Animatiom, del que nos han llegado dos títulos anteriores poco valorables.

No seamos muy exigentes, todo sea por las más pequeños de la casa, y dispongámonos a entretenernos con unos fondos que van desde el realismo al CGI y unos personajes que más que animales parecen muñecos de peluche. Como tales parecen graciosos, aunque no concuerden con la línea propuesta para el resto de personajes. No hay uniformidad en ninguno de los aspectos del film.

Una vez más, asistimos a una historia convencional en la que un cachorro inicia una aventura iniciática a través de la gran ciudad. Lo novedoso es que en este caso tiene que ir mucho más allá, ya que su padre le ha dicho en varias ocasiones que su madre se encuentra en una tierra utópica, una especie de paraíso enseñoreada por melocotones. Todo para ocultar que su progenitora falleció. Detalle e imágenes que no se ocultan a los chavales que puedan asistir a la proyección.

Tampoco se advierte coherencia en el antagonista, un soplador de vidrio cuya presencia en pantalla se reduce al mínimo. Tiene un ejército de mapaches ninjas a su disposición que habrán de vérselas con un gato de aspecto siniestro que cualquiera diría que es el soporte principal del protagonista. Más bien parece un ser de ultratumba o un zombi felino. También aparece el padre del personaje central, al que no se le notan sus gorduras a pesar de lo mucho que se mueve. Va en compañía de un guacamayo resabido al que la dueña de las mascotas acaba de incorporar a su pequeño zoológico doméstico.

El artista del vidrio incandescente ha perdido la inspiración. Sus trabajos ya no tienen el mismo éxito, Pero como quiera que la piedra que el gatito porta en su collar fue su primer trabajo, supone que haciéndose con ella las musas vuelvan a visitarle. Una excusa no demasiado convincente, al igual que el resto de esta producción, que tiene algunos puntos destacables, como el artilugio volador que se monta el protagonista para desplazarse desde el rascacielos donde vive y sobrevolar el río.

La presentación del guacamayo es atractiva en lo que tiene el animal de chulo y resabiado. Demasiado pronto se terminan los atractivos en base a relatarnos una aventura que pretende ser iniciática y que, en determinados pasajes, pueden dejar a su público potencial fuera de juego. Se coquetea demasiado con la muerte y con la utopía, como reza su título original. Como quiera que los pormenores de este episodio no son demasiado sugerentes y ante la falta de cohesión de su puesta en escena, la película no consigue elevarse demasiado. A destacar algunos scroll bastante valorables, aunque quizá sean demasiado vertiginosos como para apreciarlos convenientemente. Ese es uno de los puntales de esta cinta de animación que supone más un relleno estival que un punto de referencia.

Anuncio publicitario

From → Cine

Deja un comentario

Deja una respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

A %d blogueros les gusta esto: