Saltar al contenido

Calle de la Humanidad, 8 (8 Rue de l’Humanité) (**)

24 octubre 2021
Calle de la Humanidad, 8

Calle de la Humanidad, 8 – Reflejos de la pandemia

En un edificio de apartamentos parisino habitan varias familias que no se escaparon al campo con la llegada del coronavirus. Tres meses viviendo en aislamiento mostrarán lo mejor y lo peor de cada uno de los personajes en un repaso a muchos de los aspectos que definieron el confinamiento por la COVI-19.

Doce años después de Bienvenidos al Norte, Danny Boon sigue buscando un film que esté a la altura y no termina de encontrarlo. Su oficio como director ha mejorado con el tiempo, pero no se evidencia tanto como actor. Con un guion escrito junto a su actual compañera, Laurence Arné, quizás en el confinamiento por la Covid-19, intenta repasar los puntos más recurrentes de la pandemia. Elude la tragedia en cuanto al número de víctimas y la saturación de los hospitales. El suyo es un relato prácticamente costumbrista de una comunidad de vecinos.

En una calle a la que llama de La Humanidad nos presenta a unas familias o personajes que no quisieron o pudieron salir de la capital francesa con la llegada del coronavirus. Antes, nos recuerda como se veía la Ciudad Luz con las calles vacías y el aplauso diario a los sanitarios, porque te ayudarán a curarte si te contagias. Luego, nos presenta a cada uno de sus caracteres y a cada cual hay que echarles de comer aparte. Cierto es que las viñetas de Ibáñez en 13 Rue del Percebe eran mucho más entretenidas, pero nunca se han llevado al celuloide.

El portero de la finca es Diego -Jorge Calvo-. Aunque es mecánico de profesión, tiene a su mujer en el hospital y se encarga del inmueble. Louise -Liliane Rovère- regenta el bar en uno de los locales comerciales. Lo tiene cerrado, pero encontrará en las bebidas espirituosas una salida a su crisis particular vendiéndolas como gel desinfectante. El otro negocio es un laboratorio de análisis clínicos con Jean-Paul a la cabeza -Yvan Attal-. Dejó el Instituto Pasteur debido a su exceso de celo y ahora busca desesperadamente una vacuna de forma artesanal.

Tony -François Damiens-, el único propietario, es un cascarrabias emprendedor que no acepta que su hijo de ocho años sea más culto que él. Danny Boon interpreta a Martin, un tipo hipocondríaco que guarda sus prevenciones al máximo y se obligado a conciliar su vida familiar. Samuel -Alison Wheeler- imparte sus clases de entrenador deportivo por videoconferencia y la pandemia le hace ganar kilos. Su compañera sentimental, a la que oculta, aspira a ser cantante y da la tabarra con una composición propia dedicada a la Covid-19.

Las mujeres quedan más en segundo plano, aunque tienen también su importancia. Su razonamiento es más lógico que el de los hombres a lo largo de los tres meses que dura el encierro. Ese tiempo da lugar para encuentros y desencuentros, e incluso para atracciones amorosas entre los más pequeños. La historia se desarrolla alrededor de un patio vecinal en el que Tony aparca su vehículo haciendo valer su característica de único propietario en el inmueble y sin importarle que pueda afectar a los demás.

En las poco más de dos horas de proyección se repasan esas circunstancias comunes a cualquier ciudad que se ha visto confinada a causa de la pandemia. No se obvian detalles, desde las PCR a la falta de mascarillas. En su vertiente de comedia, todas las situaciones se llevan al extremo. Por mucho que las mujeres intenten aportar cordura, hay una inclinación absoluta a la sátira que termina siendo reiterativa y jugando en contra del conjunto.

Nos queda la sensación de más de lo mismo. Lo que se refleja en el film lo hemos visto y sufrido cada uno de nosotros en su mayor parte, lo que le resta fuerza. Los personajes límite, como el científico loco o la propietaria del bar que se aprovecha de la situación se recortan para que no sobresalgan llamativamente del resto. Por ese motivo la película se queda en un recuerdo humorístico de una situación dramática que nos ha dejado huellas indelebles que no figuran en el guion.

From → Cine

Deja un comentario

Deja una respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

A %d blogueros les gusta esto: